Volver a la sección « El blog de los cooperantes »

Paro Nacional en Colombia: entre protestas y balas, una misión vigente para la defensa de los derechos humanosParo Nacional en Colombia: entre protestas y balas, una misión vigente para la defensa de los derechos humanos


Nicolas Torres
Cooperante voluntario en gestión de proyectos

El viernes 28 de mayo se cumplió un mes de Paro Nacional en Colombia. Desde el 28 de abril, miles de colombianos y colombianas han decidido movilizarse realizando protestas pacíficas, plantones y tomas culturales en todas las calles del país. El disgusto social empezó con la oposición al proyecto de Ley de Reforma Tributaria presentado por el presidente de la república Iván Duque. Sin embargo, hoy, después de más de un mes de que el gobierno retirara dicha reforma, el Paro Nacional ha retomado reivindicaciones históricas de diferentes sectores del país. 

A la luz del descontento social, algunas organizaciones de la sociedad civil (1) reportan que la fuerza pública violenta de manera desbordada, generalizada y sostenida las manifestaciones pacíficas, dejando cifras preocupantes en cuanto a violaciones de los derechos humanos en el marco del Paro Nacional. Según la ONG Temblores, del 28 de abril al 25 de mayo ha sido posible identificar “955 víctimas de violencia física; 43 homicidios presuntamente cometidos por miembros de la fuerza pública; 1388 detenciones arbitrarias en contra de manifestantes; 595 intervenciones violentas en el marco de protestas pacíficas; 46 víctimas de agresiones oculares; 165 casos de disparos de arma de fuego; 22 víctimas de violencia sexual y 5 víctimas de violencia basada en género”. (2) Cifras que no han dejado de aumentar hasta la fecha. (3)


La cooperación internacional al servicio los derechos humanos


A pesar de la difícil situación por la que vive el país, hoy más que nunca es importante resaltar la importante labor de defensa de derechos humanos que realiza la cooperación internacional en Colombia. Una de las razones por las que me siento muy satisfecho con mi trabajo como cooperante voluntario es que comparto con sentido de pertenencia los valores de Abogados sin fronteras Canadá (ASFC). En lo personal, he elegido este camino del trabajo por la defensa de los derechos humanos por convicción, porque entiendo la importancia de luchar por el acceso a la justicia y el compromiso por el respeto de los derechos humanos en un país como Colombia donde son constantemente vulnerados.

Durante estos meses trabajando como cooperante voluntario en gestión de proyecto, he conocido de cerca el trabajo que realiza ASFC en Colombia, específicamente con el proyecto Justicia transicional y mujeres (JUSTRAM).  Un esfuerzo de todo el equipo para sensibilizar sobre los diferentes mecanismos de participación existentes en la justicia transicional; proveer representación jurídica y acompañamiento psicológico gratuito a víctimas; apoyar iniciativas de asociaciones de mujeres, fortaleciendo las capacidades de éstas para proteger y revindicar sus derechos. Sin duda, he logrado identificarme con el trabajo del equipo en Colombia y el mandato de cooperación voluntaria ha sido una oportunidad para reafirmar, aún más, mi postura para defender el derecho a la verdad, a la justicia y a la reparación. 

Estoy seguro de que en el transcurso de estos meses he logrado comprender el trabajo que hacen lo.a.s compañero.a.s en territorio, el equipo jurídico y lo.a.s cooperantes voluntario.a.s como partes de un todo, entendiendo la importancia de la multidisciplinariedad en la misión y experticia de ASFC. Estoy convencido de que, con mi trabajo desde la gestión de proyecto, contribuyo en esta misión de defender los derechos humanos. Misión que se hace cada vez más vigente estos días donde la coyuntura nacional nos hace pensar que la vida no vale nada y donde reina la ley de justicia por mano propia. (4) 

En Colombia, garantizar el derecho a la protesta social es una prioridad, defender los derechos humanos de los manifestantes que hoy piden educación, salud y trabajo para una vida más digna es contribuir al diálogo nacional y a la búsqueda de una sociedad más justa y democrática que defienda el estado de derecho. 

Nuestra lucha por la justicia se enmarca en un marco institucional de impunidad donde hoy, más que nunca, se necesita de la comunidad internacional y de personas comprometidas por esta causa. Me siento orgulloso de rencontrarme con un equipo de personas que sienten en carne propia la injusticia y que trabajan día a día por los derechos de los más vulnerables.   

Retenez ceci, il n’y a ni mauvaises herbes, ni mauvais hommes. Il n’y a que de mauvais cultivateurs  - Victor Hugo


Referencias 


1. Jonathan Bock. Webinario Violencia de Estado y Crisis de Derechos Humanos en Colombia del Observatorio de Violencia, Criminalización y Democracia (OVCD). 27 de mayo de 2021. 

2. ONG Temblores . (25 de mayo de 2021). Comunicados. Obtenido de Comunicado a la opinión pública y a la comunidad internacional por los hechos de violencia física y homicida cometidos por la Policía Nacional de Colombia en el marco de las movilizaciones del Paro Nacional.: https://www.temblores.org/comunicados   

3. Para más información ver: https://bit.ly/3pIZWpS

4. Para más información ver: https://bit.ly/3iFEFvX


Por Nicolas Torres, cooperante voluntario en gestión de proyectos de Abogados Sin Fronteras Canadá en Colombia para el proyecto “Justicia transicional y mujeres”.

 

Gracias a nuestros socios sin fronteras

Consulter la liste des partenaires